Los niveles Tier 3 y Tier 4



Niveles Tier


El Uptime Institute clasifica los datacenters en cuatro categorías: Tier I, II, III y IV. Estos niveles corresponden a un cierto número de garantías sobre el material utilizado en el centro de datos para asegurar su redundancia.



Disponibilidad: 99,67%
28,8 horas de interrupción al año
Sin redundancia

Disponibilidad: 99,75%
22 horas de interrupción al año
Redundancia parcial

Disponibilidad: 99,982%
1,6 horas de interrupción al año
Redundancia N+1

Disponibilidad: 99,995%
0,8 horas de interrupción al año
Redundancia 2N+1



¿Qué diferencia hay entre un datacenter Tier III y Tier IV?


Tier III


Un datacenter Tier III ofrece una disponibilidad del 99,98%.

Con esta configuración, existe la posibilidad de programar periodos de mantenimiento sin que afecten a la continuidad del servicio en los servidores. Sin embargo, estos datacenters no están protegidos de cortes en caso de incidencia en los distintos componentes de la infraestructura. En otras palabras, los datacenters de nivel Tier III no tienen redundancia completa.


Tier IV


Es la garantía más alta que puede ofrecer un datacenter, con una disponibilidad del 99,99%.

Los datacenters de esta categoría son completamente redundantes en cuanto a circuitos eléctricos, refrigeración y red. Esta arquitectura permite hacer frente a las peores incidencias técnicas sin interrumpir nunca la disponibilidad de los servidores.




Conexiones y componentes del servidor


T3 T4
Discos Cold swap Hot swap
Alimentación 1 1 + 1
Fuente de alimentación 1 + 1 1 + 1

En Tier IV, el servidor:


  • tiene su bloque de alimentación duplicado con conexión directa,
  • tiene 2 procesadores,
  • permite cambiar los discos en caliente (hot swap).

Hot swap:


La principal ventaja de esta funcionalidad es que permite cambiar los discos para mejorar sus prestaciones o sustituir componentes defectuosos (disco RAID, bloque de alimentación) sin interrupciones del servicio en el servidor.